En torno a la lactancia prolongada

Si uno busca por ahí a qué se refiere exactamente el término lactancia materna prolongada (LMP), probablemente no encontrará una respuesta unánime;

hay quien habla de que se llega a ella pasado el primer año de vida del bebé o incluso teniendo en cuenta el ritmo de vida actual, hay quien afirma que laLactancia Materna Prolongada se produce si se continua amamantando pasados los 6 meses! Aunque sí parece que los expertos en estos temas se inclinan a considerar que hablamos de Lactancia Materna Prolongada una vez pasados los dos primeros años de vida del bebé. Más aún si tenemos en cuenta las indicaciones de la OMS en esta materia, que hablan de que los bebés deberían ser amamantados hasta un mínimo de 2 años.

En mi humilde opinión, basada en la experiencia personal y en la observación de la sociedad en la que vivo, creo que se puede hablar de Lactancia Materna Prolongada una vez pasado el primer año y si no es prolongada en términos científicos, sí se puede hablar ya de una larga lactancia.
Recuerdo que bien antes de quedarme embarazada yo misma estaba muy sorprendida cuando una buena amiga me contaba que había dado el pecho a sus dos hijas por espacio de 22 meses a una y unos 18 a la otra. Aquello yo no era capaz de entenderlo, me parecía algo extraño estar tantísimo tiempo amamantando, si bien mi actitud fue de total respeto en aquel entonces. Más tarde, cuando estaba ya embarazada de mi hija, recibí la información que se da a toda mujer encinta sobre los beneficios de la Lactancia Materna y no tenía duda de que lo mejor para cualquier bebé era la leche de su madre, así que deseaba poder ser capaz de amamantar a mi hija, pero aún así seguía sin concebir una lactancia prolongada y no me imaginaba dando pecho más allá de 4 o 6 meses…
Después nació mi hija y empezamos el camino de la lactancia sin grandes problemas y con muchas satisfacciones. Los meses fueron pasando y pasando y sin haberlo buscado expresamente voy camino de 3 años de lactancia! El pecho ha sido para ella alimento, sueño, calor, nido, consuelo, amor y un sinfín de cosas más. Para mí ha sido la seguridad de que le estaba dando lo mejor y una maravillosa experiencia en general.
Cuando pienso en todo este período de lactancia que he vivido me quedo con lo positivo pero he de decir que no soy tampoco como esas mujeres que alardean del tiempo que llevan amamantando como si se tratase de ver quién llega más lejos, para mí ha sido algo inesperado el llegar a este punto y es algo que valoro como un regalo que nos ha dado la vida a mi hija y a mí aunque no exento de alguna que otra desavenencia, ya que una Lactancia Materna Prolongada tampoco es un camino de rosas, y creo que cualquier mujer que lo haya vivido podría manifestarlo con sinceridad..
Al día de hoy sigo dándole pecho a mi hija encantada pero en ocasiones anhelo volver a recuperar mi cuerpo solo para mí y es que cuando se experimenta una Lactancia Materna Prolongada las emociones y vivencias son muy variadas. He sabido de casos en los que la lactancia se ha prolongado más allá de los 6, 7 años y sinceramente, espero no llegar a tanto.
De todas formas ya no es algo que pueda chocarme como antes, pero sí entiendo que a mucha gente le produzca extrañeza e incluso rechazo la Lactancia Materna Prolongada, creo que es algo que raramente se puede comprender si no se ha vivido en primera persona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *